El Mercantil de A Coruña condena a Televisión Barbanza

    El Juzgado de lo Mercantil Nº 1 de A Coruña, dictó sentencia en la que condena a Televisión Barbanza, S.L. (Tv Barbanza, TV27 Barbanza), por competencia desleal, al ejercer durante años una actividad reglada careciendo de la necesaria habilitación jurídica y administrativa. 

    La demanda fue interpuesta en 2009 contra Televisión Barbanza por “Canal Rías Baixas”, adjudictaria en 2006 de dos licencias de TDT, una de ellas para la zona de Barbanza-Muros-Noia, .   

    La sentencia que tardó casi dos años desde la celebración del juicio, condena a Televisión Barbanza, S.L. a cesar en sus ilícitas emisiones y aclara “Pues bien, lo realmente relevante es que la contestación a la demanda de TELEVISIÓN BARBANZA S.L. no niega la afirmación de la acusación según la cual carece de título concesional habilitante para llevar a cabo sus emisiones en analógico (hasta el apagón analógico de abril de 2010) o en digital, ni prueba en modo alguno que disponga o haya dispuesto en algún momento desde que inició su actividad -ni por supuesto desde que en  agosto de 2006 se publicó en el DOGA el acuerdo del Consello de la Xunta de 6 de julio de 2006 por el que se adjudican las concesiones de TDL- de la correspondiente autorización administrativa. Es, por lo tanto, un hecho probado que su actuación en el mercado se lleva a cabo mediante infracción de normas administrativas que regulan la actividad de emisión televisiva y posibilitan el acceso de los operadores a ese mercado”.

     

    En la sentencia también se condena a Televisión Barbanza, S.L., a dar difusión de la resolución judicial en diarios de las provincias de A Coruña y Pontevedra, a comunicar a sus clientes que careció y carece de autorización legal para desarrollar esa actividad, así como  a publicar a su costa la sentencia, en la parte necesaria, que se ceñirá a diarios de ámbito provincial de A Coruña y Pontevedra, y la de comunicarla directamente a sus anunciantes en las demarcaciones de Vilagarcía y Ribeira, con especial indicación, de que carece de habilitación para prestar el servicio de televisión”.